viernes, 18 de abril de 2008

EL HOMBRE LOBO (1941) De George Waggner


“Caminaste por un sendero de espinas, pero no fue culpa tuya.”

Aunque la Universal ya había probado el tema de la licantropía con “El Lobo Humano”(1935), es gracias al film que nos ocupa que el hombre lobo pasó a ser otro de esos famosos monstruos de la pantalla grande por el que no pasan los años. El éxito de esta película propició la aparición del trágico Larry Talbot, interpretado por Lon Chaney Jr. (de verdadero nombre Creighton) en tres películas más. El director fue George Waggner y el film se benefició de un excelente guión de Curt Siodmak, uno de los más reputados autores de ciencia ficción de la época. Como actores secundarios hay que destacar al magnífico Claude Rains interpretando al padre de Talbot y como el gitano de la feria que araña a Larry y le contagia la maldición del lobo tenemos ni más ni menos que a Bela Lugosi, en uno de sus últimas apariciones como estrella invitada antes de caer en su lamentable declive.

“El hombre lobo” tiene una estupenda estructura cambiante. Desde el comienzo con Larry Talbot volviendo a la campiña inglesa para ver a su padre en una atmósfera de alegría, junto a sus coqueteos amorosos con Gwen, pasamos de improviso a la siniestra feria en la que el gitano que interpreta Lugosi se transforma en lobo y mata a la amiga de la chica protagonista y, antes de morir a manos de Talbot, araña a este, condenándolo a una vida de tragedia rondando por las noches convertido en licántropo y dañando a aquellos que más ama.
El maquillaje de Jack Pierce una vez más hizo historia, presentando el look clásico de este monstruo, aunque muchos opinan que tiene más rasgos de jabali que de lobo. Los rudimentarios efectos especiales de la transformación de Chaney Jr. maravillaron a un público ávido de emociones fuertes. Y la atmósfera opresiva y misteriosa del bosque está magníficamente conseguida, gracias a la utilización de la niebla artificial que cubre los pies de los protagonistas. Es la primera vez que se usaba este efecto en un film de terror y aún hoy en día se copia hasta la saciedad. Todas las escenas en el bosque, así como las que incluyen a la actriz María Ouspenskaya (como la gitana Maleva) son magníficas. Podríamos hablar casi de una grandísima película si no fuera por un detalle fundamental.

En cuestión de gustos no hay nada escrito, pero en mi opinión Lon Chaney Jr. era un actor bastante mediocre que conseguía convertir cada uno de sus papeles en un recital de sosería y aburrimiento. “El hombre Lobo” es una muy buena película en la que Chaney Jr. (que desde luego no heredó nada de su padre, el magnífico Lon Chaney) no acaba de encajar. El hecho de que diera popularidad al mito del hombre lobo le convirtió en un actor muy querido por los aficionado al terror y no niego que sea una presencia entrañable. Pero en cuestión de talento, pienso que el pobre Lon hijo dejaba bastante que desear.

Y no obstante, estamos hablando de una película muy recomendable en su calidad y por supuesto mítica. La piedra angular del cine de hombres lobo.

3 “Gooble gobble, one of us!”:

Grogal dijo...

See Please Here

Jordi Claramonte Arrufat dijo...

Hola Igor, felicidades por el blog. Mis niños (6 y 8) están enganchados por los monstruos clasicos y flipamos juntos viendo las movidas que publicas.

En otro plano de interacción he empezado a escribir algo, medio ensayesco, sobre los diferentes tipos de monstruos. Lo he dejado ahí pero me gustaría continuarlo y darle forma de libro. Me encantaría que le echaras un ojeada y si le ves algun fuste quiza pudieramos pensar en desarrollarlo a medias.

Tú dirás.

salud. jordi

PS. el texto en cuestion está aqui:

http://jordiclaramonte.blogspot.com/2007/11/la-vida-social-de-los-monstruos.html

Federico Vega dijo...

Difiero de tu comentario sobre si Lon Chaney Jr. era un mal actor basta verlo como Lennie en "Of Mice and Men" 1939, donde la critica lo alabo por su extraordinario papel
"Quizás la historia más grande de esta película es el hecho de que Chaney podría actuar realmente, él fue indudablemente desestimado para el Oscar como Mejor Actor por este rol"

Spider Baby
(Spider Baby)Lasky-Monka, 1964

Las actuaciones son simplemente brillantes. No puedo decir que sean realistas, o muy pulidas, pero encajan perfectamente en el estilo de la película. Jill Banner, como la niña obsesionada con las arañas, es particularmente efectiva, contrastando su angelical apariencia con una casual actitud hacia los asesinatos que comete. Y a pesar de su legendario alcoholismo, Lon Chaney Jr. entrega una actuación genuinamente emotiva, llena de detalle y convicción.

hay dos actuaciones que seria conveniente obsevar como "Big Sam"
en "The Defiant Ones" 1958 y como el padre alcoholico de Robert Mitchum en "Not as a Stranger" 1955.

un abrazo

Federico Vega
http://septimo-arte.com